¿Qué factores perjudican a la productividad de las empresas?

productividad empresas
Los empresarios han declarado que la productividad de sus negocios no es tan buena como querrían. A pesar de que trabajamos unas 1690 horas de media de forma anual, no se consigue la rentabilidad que se desearía.

Trabajamos más horas que los alemanes (casi un 20% más), sin embargo, ni la economía del país ha mejorado y nuestro rendimiento sigue siendo escaso.

¿Quieres saber por qué? A continuación te desvelamos algunos de los posibles motivos.

Motivos de la baja productividad de las empresas

Horarios no adaptables

Los estudios han demostrado que si las empresas tienen horarios flexibles, verán aumentada su productividad. De esta forma el empleado puede organizarse mejor el tiempo y sentirse más a gusto a la hora de trabajar.

Jornadas laborales excesivas

Las jornadas laborales demasiado largas no benefician a nadie. En algunos países se está implantando la jornada laboral de 6 horas. Aunque en un principio pueda parecer contraproducente para las empresas, aunque se trabaja menos tiempo, es mucho más productivo.

Plantillas herméticas

Las empresas suelen tener a su plantilla rígida y en muy rara vez se produce un ascenso. Esto es un error porque precisamente la mejor forma de mejorar la productividad actividad es motivar a nuestros empleados.

Presencia de bajas por enfermedad o trastornos relacionados

Depresiones, enfermedades o estrés son algunos trastornos que se producen normalmente cuando estamos sobrecargados de trabajo. La empresa debería velar por el bienestar de sus trabajadores.. si no, tendrá que estar pagando su error con bajas que reducirán la productividad.

Reuniones en horario inadecuado

Normalmente las reuniones se realizan fuera del trabajo (dicen que para no perder tiempo de productividad). En estos horarios no son recomendables porque lo que menos quieren los empleados es tener que pasar más tiempo dedicado al trabajo. Vale la pena perder una o dos horas del trabajo pero estar seguros de que los empleados nos van a prestar la máxima atención posible.

Comidas de trabajo demasiado largas

Las reuniones de trabajo deberían de ser solamente eso, un encuentro laboral. El problema es que se convierten en largas reuniones entre amigos que, aunque pueda parecer que fomentar el compañerismo, más bien lo que consiguen es el efecto contrario. Más de uno ha sido despedido por tener una conducta inadecuada en esas reuniones, aunque nunca se indicará tal motivo.

Algunos errores que seguimos cometiendo porque no aprendemos de ellos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*